El Puerto aprueba la cofinanciación para ejecutar la primera fase de la rehabilitación del Hospital San Juan de Dios

Viernes, 21 Julio, 2023 - 11:56

El Ayuntamiento de El Puerto ha aprobado este viernes 21 de julio, en un pleno extraordinario, y por unanimidad, el compromiso plurianual para poder hacer frente a la primera fase de la rehabilitación del Hospital San Juan de Dios, garantizando así la recuperación de este edificio propiedad municipal, de gran valor y significación histórica y urbanística; que a pesar de la calidad de su construcción histórica se encuentra en la actualidad muy deteriorado debido al abandono que ha sufrido durante las últimas décadas.

Un calendario de gasto que se ha tenido que ajustar a los nuevos plazos para la redacción del proyecto y futura licitación de las obras tras recibir comunicación oficial el pasado 22 de junio de aprobación definitiva de la concesión de ayuda dentro del Programa de Impulso a la Rehabilitación de Edificios Públicos, por 2,1 millones de euros. 

El alcalde de El Puerto, Germán Beardo, explica que la aportación municipal que asciende a 1.301.752,76 euros se cargará en los tres próximos ejercicios económicos: 2024, 2025 y 2026, para iniciar su restauración, que está proyectada en dos fases, que darán una nueva vida a este edificio emblemático del siglo XVII recuperando su esplendor de antaño.

La primera fase acometerá la consolidación estructural del edificio y la renovación de la envolvente del mismo en su totalidad, acondicionando funcionalmente la planta baja y la entreplanta, que se destinarán a espacios culturales y de servicios. Igualmente, incluye la mejora de la eficiencia energética, reduciendo hasta un 76% el consumo a través de  estrategias tanto activas como pasivas, como las relacionadas con el papel del patio, la circulación del aire en el edificio, el efecto de las sombras y la vegetación, así como la mejora del aislamiento de una envolvente cuyos muros ya poseen una importante inercia térmica, mediante adición de aislamientos, cubiertas vegetales y mejora de huecos con dobles carpinterías con rotura de puente térmico y vidrios de baja emisividad.

Entre las activas estaría la dotación de instalación de autoconsumo mediante sistema de captadores fotovoltaicos, el empleo de sistemas de acondicionamiento VRV/VRF de expansión directa, sistemas de ventilación mediante recuperación de calor o reducción de demanda en el funcionamiento de equipos mediante automatización, control, monitorización e incorporación de sistemas de recuperación de energía residual. Por su parte, la segunda, se centrará en el acondicionamiento funcional de las plantas primero y ático, destinada a espacios administrativos, formativos, culturales y de servicios, complementando los implantados en la fase primera. La mejora de la eficiencia energética en esta fase es todavía más significativa reduciendo en un 93% el consumo.

Cabe recordar que para la primera fase El Puerto ganó una subvención con cargo a los fondos europeos de recuperación Next Generation, dentro del Programa de Impulso a la Rehabilitación de Edificios Públicos de titularidad local del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (Pirep), que asciende a 2.161.954,40 euros y que sumada a la aportación municipal supone una inversión total de 3.463.707,16 euros.

Germán Beardo señala que “con la recuperación del antiguo Hospital San Juan de Dios, entre la avenida Bajamar y Micaela Aramburu, convertirá este edificio emblemático de El Puerto en un centro multifuncional capaz de albergar instalaciones de carácter formativo, cultural y social”. El Puerto da así un nuevo paso hacia “la rehabilitación sostenible del parque público institucional, con una visión integral y para todo tipo de edificios de uso público, aunando el carácter integrado que reclama la Agenda Urbana Española con los tres logros esenciales que impulsa la Nueva Bauhaus europea (sostenibilidad, estética e inclusión), sin perder de vista el principal objetivo de ahorro energético”.

La concesión definitiva de la subvención implica que, una vez finalizada la rehabilitación, el edificio deberá destinarse a uso público durante al menos 20 años y generar importantes ahorros en su consumo de energía.

Por último, Germán Beardo explica que ya el equipo de Gobierno ha presentado convocatoria a una nueva subvención para la financiación de la fase 2, esperando contar también con resolución positiva con el objetivo de poder culminar a lo largo del mandato esta importante obra que dará una nueva vida a un edificio de gran valor material e histórico, en pleno centro portuense, que se convertirá en un mirador hacia Las Salinas y cuyo desarrollo se realizará atendiendo a los valores de la New European Bauhaus, tanto en diseño como en valores para conservar y potenciar su belleza e impulsar su sostenibilidad siendo promotor del diálogo entre culturas; para transformarse en punto neurálgico del Casco Histórico en la Ribera del Guadalete en los próximos años tras tres décadas de absoluto abandono.